[ Pobierz całość w formacie PDF ]

que la interpretación exhaustiva pueda ser compleja, lo ms asombroso es que mas correspondientes. En todo caso, pese a este papel subsidiario, instrumental,
an hoy estamos en condiciones de reconocer objetos y seres vivos desapareci que cumple la imaginación de cara al proceso ideativo, Santo Toms dejó entre
dos hace miles de aos, y que lo podemos hacer cualquiera sea el idioma que ver que es en la imaginación donde resplandecen las ideas. Pero siempre se
hoy hablemos. Y como lo hemos sealado antes al hablar de las computadoras, trata de una referencia que el entendimiento suscita y emplea.  Porque segn
las representaciones grficas cobran una importancia renovada para el desarrollo el imperio del entendimiento se forma en la imaginación el fantasma que
de la ciencia en el Siglo XXI. Estar familiarizado con el lenguaje de la imagen responde a tal especie inteligible en el cual resplandecen las especies
tiene por lo tanto una importancia creciente para todos... inteligibles como lo ejemplar en lo ejemplado o como en la imagen (Con-
tra Gentiles, II, c.73).
Lo imaginario y la inteligencia (Fundamentación filosófica). Ya hemos visto que las imgenes encuentran su fundamento y razón de ser
Unidad Alma-Cuerpo. en el aspecto corporalizado de nuestro espritu (es verdad que como facul
La imaginación es la facultad ms acorde  no decimos la ms perfecta tad emana del alma, pero su actividad est ligada a lo material y siempre se
con nuestra condición humana. Seres mixtos de cuerpo y espritu, ni espritu valdr del mundo corpóreo, an para expresar los contenidos ms espirituales).
puro ni materialidad crasa, ni ngeles ni animales, el hombre, es ese ser interme- Para el alma no es una desgracia esta unión indisoluble con el cuerpo, aunque as
diario entre la mera materialidad y la pura espiritualidad. De modo paralelo, la lo haya considerado tanto la corriente platónica como la cartesiana.  Porque la
facultad imaginativa es mediadora e intermediaria entre la facultad ms inma unión del cuerpo y el alma no es por causa del cuerpo, es decir para que
terial que nos especifica, la intelectiva, y la percepción sensible que nos liga a la ennoblezca ste, sino por el alma que necesita del cuerpo para su perfec-
realidad. ción (Q. de Anima a.8 ad 15). La unión del alma con el cuerpo es necesaria
para que el alma realice su operación caracterstica y propia, a saber, el entender.
Esta operación es completamente espiritual en cuanto al acto; no depende el
Nuestra inteligencia est encarnada: ello dota a la sensibilidad de una
acto de entender de su unión con el cuerpo. Pero extrnsecamente, en cuanto al
finura inalcanzable en el reino animal e impide que el objeto propio e inmediato
objeto, s depende de l, pues es el cuerpo quien prepara esa operación sumi
de nuestra inteligencia sea lo inteligible puro, aunque  como objeto adecuado
nistrando al entendimiento la materia, es decir los objetos. Ello se hace posible
puede llegar a alcanzar la pura inteligibilidad. No hay pensamiento sin imagen, se
por medio de las imgenes, representaciones sensibles de los objetos exteriores,
viene repitiendo desde el siglo cuarto antes de Cristo. La importancia de la
signos de las cosas. Las imgenes son el modo como el alma humana recibe la
imagen, en ltima instancia, encuentra su fundamento en la ntima simbiosis de
información corpórea necesaria para que pueda realizar su operación propia y
cuerpo y espritu. Nuestra sensibilidad es la de un ser espiritual y nuestro
especfica.  Existe alguna operación del alma que no se realiza por el
espritu el de un ser sensible; la ms ntima ley de nuestra naturaleza ensalza
cuerpo y, con todo, del cuerpo procede cierta ayuda para tal operación,
nuestros sentidos hacia el espritu, al par que inclina nuestro espritu a los
como por el cuerpo se ofrecen al alma humana las imgenes o fantasmas
sentidos. Esta condición es la de un espritu unido en sustancia a la carne y al
de que necesita para entender. De donde tambin le es necesaria a la tal
universo de la materia. Si la imaginación es considerada bajo esta perspectiva,
alma el unirse al cuerpo por razón de su operación, aunque le acaezca
veremos que siempre ser ese puente de enlace, esa mediación obligada, de un
(al alma) el separarse (S. Th. I, q.70, a.3, c).
espritu que busca inclinarse hacia lo sensible, como de lo sensible que quiere
Todo el anlisis tomista se realiza desde el entender, desde el producto
escapar a la mera inmutación presente, actual e inmediata.
ms acabado de nuestro espritu, las ideas o conceptos, y desde all se observa
De ah que la imagen es el lenguaje ms espontneo y natural del
la cooperación del cuerpo a travs de los sentidos y la imaginación. La imagina
hombre, el que todos entienden, los nios y los mayores, los cultos e ignoran
ción, de acuerdo con la óptica tomista, existe para la inteligencia. La imaginación
tes. Con esto no se quiere decir, ni menos postular, que la imaginación sea una
procede de la esencia del alma a travs del intelecto, y los sentidos exteriores
facultad hbrida entre espiritual y sensible. No, la imaginación es una facultad
proceden de la esencia del alma a travs de la imaginación. Para Santo Toms los
sensitiva: sin embargo, sus fantasmas, "las imgenes", poseen una gran movi
sentidos existen en el hombre para servir a la imaginación y, a travs de la
lidad y pueden estar allegadas a las significaciones ms espirituales como a los
imaginación, a la inteligencia. Todo est montado y dirigido hacia la actividad
motivos ms sensibles, siempre acompaando al pensar, siempre ampliando la
intelectual, la ms importante y propia del hombre. A Santo Toms le in teresa el
percepción, camino obligado tanto para la abstracción como para la percepción
conocimiento intelectual y por lo tanto sólo ve la importancia de los fantasmas e
del singular.
11
imgenes en cuanto son instrumentos necesarios para la inteligencia, en  objeto cientfico del que se adopta una prudente distancia escrutadora, una
cuanto preparan y acompaan nuestras intelecciones. La facultad imaginativa es  cosa que se puede estudiar al igual que una planta o un animal; irradia, por el
sólo un momento en el proceso ideogentico ascendente que desemboca y contrario significaciones, actitudes, disposiciones, alma.
culmina en la producción del verbo mental o de los conceptos. La imaginación Todo el cuerpo humano es expresión: se percibe al espritu encarnado en la [ Pobierz całość w formacie PDF ]